Guía de Talentos Rise of Kingdoms

Rise of Kingdoms se ha encargado desde que salió de convertir a su juego en uno de los más complejos del mercado. Por alguna razón, siempre intenta busca las formas de hacer a sus comandantes y tropas dependientes de una cantidad de factores más grande. En este sentido, te ayudaremos con tu confusión a través de esta guía de talentos para Rise of Kingdoms.

Los árboles de talentos son uno de los aspectos más importantes del juego Rise of Kingdoms. Los diferentes comandantes tienden a tener un desempeño superior con diferentes builds de talento en diferentes situaciones de juego. Para cada actividad que esté a punto de realizar (p. ej., criar bárbaros, luchar en el campo, reunirse), siempre hay un árbol de talentos adecuado para tu comandante. 

IMPORTANTE: Descubre los Mejores Codigos de Rise of Kingdoms, o pulsa en el botón

DONTRUKO
Guía de Talentos Rise of Kingdoms
Guía de Talentos Rise of Kingdoms

Guía de Talentos Rise of Kingdoms

En primer lugar, cualquier Comandante con un árbol de talentos adecuado siempre ganará.  Se han visto casos de jugadores que sobrepasan por mucho en nivel a otros, perder debido a una mala build de talentos. La gestión de este aspecto es así de importante en el juego. 

Para ayudarte a evitar el mismo error, te daremos unos consejos para que consigas el mejor set de talentos para cada comandante. Recuerda que estos pueden variar con el tiempo, así que procura mantenerte actualizado con los mejores talentos para Rise of Kingdoms.

Primero, ten en cuenta que el nivel máximo alcanzable por un comandante es el 60. Por otro lado, solo tendrás 74 puntos para invertir en el mejoramiento de sus talentos, que podrás gastar según te apetezca. 

Solo tu comandante principal usará sus talentos, mientras el secundario no, así que procura utilizar el que mejor desempeño tenga como tu comandante primario. Por ahora, lo más importante es situar a cada uno en el nivel 60.

Por último, enfócate en mejorar las habilidades que necesites. Por ejemplo, un comandante con la capacidad de mejorar los ataques de las tropas que comanda no necesita de ningún tipo de mejora en ataque, sino en liderazgo.